Páginas

noviembre 04, 2009

Estrellas

Observar las estrellas es algo que desde niños puede gustarnos o no, si es lo segundo, no hay remedio para eso, sin embargo, siendo lo primero no hay duda que desde ese momento en que alzamos nuestros ojos y nos preguntamos si en algún otro planeta a millones de kilómetros de distancia hay algún otro ser mirando sus estrellas y preguntándose al igual que nosotros, si esta solo en el universo, quedamos prendados por el resto de nuestra vida de esos puntos luminosos que todas las noches nos saludan . . .

¿Alguna vez han tratado de contar las estrellas? ¿No? Yo si, hace tiempo, luego me di cuenta que es algo imposible, me conformo entonces con mirarlas y de un tiempo a la fecha me gusta tratar de adivinar las figuras que forman las constelaciones y encontrar los planetas visibles, pudiera pasarme toda la noche buscando las formas y viéndolas cruzar el cielo . . .

Creo, no sé, que si nos gustan las estrellas y sus formas, todos tenemos una constelación favorita, en mi caso, dos: Orión y Casiopea, la primera se identifica con mucha facilidad, presente todos los días por su posición sobre el Ecuador, la hace una de las constelaciones más reconocibles en el mundo entero y la favorita de muchos, la segunda, me cuesta un poco encontrarla aun, pero ya arreglare eso dentro de poco, ubicada al norte tiene forma de M o W según se mire.
Sin embargo, Orión, es quizás la más querida de las formaciones estelares en este planeta, varios que no saben de nombres o situaciones en el cielo, siempre la mencionan cuando les pregunto el nombre de una constelación, eso habla muy bien de nuestro querido cazador.

He aprendido los nombres de sus estrellas, su paso por el cielo y su posición que varía en el año, a partir de ella, puedo identificar las constelaciones que tiene cerca y guiarme al enseñarle a alguien, sobre todo a los niños, las estrellas y sus nombres.

Leía hace unas semanas en una pagina web, que ahora no puedo encontrar por que no la marque, un comentario que me pareció muy acertado, simplemente le di la razón: Cuando los viajes intergalácticos sean posibles para la humanidad, uno de los primeros lugares que visitaremos, sin duda, será el cinturón de Orión.

Sin embargo, creo que eso será algo que no veré en esta vida, en esta época que me toco vivir, pero sé que algún día será posible, mientras, me conformaré con levantar la mirada y verla en las madrugadas, o abrir el Stellarium y saber su transito para hoy o mañana . . .





. . .













.

3 se animaron a refutar:

Niña agridulce dijo...

Las estrellas son realmente echizantes.
Yo me conformo solamente con admirar su belleza porque nunca he logrado reconocerlas por la forma ni por nada.
Asi que solo aprecio la luz.

El Belo dijo...

Contar estrellas, ponerles nombre y hasta regalar una al ser amado...
Todo eso es posible con el universo.

Tú síq ue eres fan de él.

Saludos.

Cassiopeia dijo...

Gracias por lo que me toca.

Te arranco una sonrisa si te digo que tuve un gato llamado Orión?

Y si te digo que otro se llamaba Noche?

Un abrazo estelar!

 
Copyright 2010 Este no es un blog filosofico . . .. Powered by Blogger Blogger Templates create by Deluxe Templates. WP by Masterplan

Modificado un poco por: Verdaderoyo ☂